Viernes Acojonante Vol. 2

¡Bienvenidos de nuevo a la sección del gore y los calzones manchados! La semana pasada hablamos sobre los básicos de los Survival Horror, así que continuaremos la introducción al género con algunos monstruos clásicos que se arrastran por ahí: espectros, alienígenas, fanáticos y demás calaña. ¡Empecemos!

Los espectros: Un amigo mío tiene una teoría sobre los monstruos que intentan asustar, resumible en que los monstruos que aterrorizan a una generación le dan risa a la siguiente. Sólo hay una excepción: los fantasmas. ¿Por qué? Porque nadie se toma en serio a los fantasmas, y con razón: ¿Qué demonios puede hacerte algo translúcido e inpalpable? ¿Qué poderes tienen: chillar mucho, contarte sus traumas y atravesar las paredes? ¿Cómo te matan, de miedo? ¡Venga ya! De hecho, creo que la única forma de joderte que tienen es dándote envidia, porque ellos no necesitan abrir puertas y tú sí.
Por estas razones, los fantasmas en los videojuegos casi siempre está en un segundo plano, como enemigos flojuchos o apariciones contándote sus estúpidas penas. Si de todas formas queréis jugar a un videojuego sobre fantasmas, creo que lo único decente que hay es la saga Project Zero, donde veréis muchas cosas translúcidas chillando y atravesando paredes sin parar. Hala, que os divirtáis.

Los alienígenas: Un clásico del cine de serie B muy mal aprovechado: bichos con exoesqueleto, que parasitan rápidamente a los humanos, que aparecen en un ambiente ideal para un juego (una nave espacial de la que no se puede escapar), y sobre todo, porque hay montones de películas de terror con las que se podrían hacer juegos soberbios de Survival Horror y que vendieran a porrones por la licencia. ¿Ejemplos? Un juego de Alien que no fuera un shooter, por ejemplo. O mejor aún: un juego de La Cosa para consolas de nueva generación (el de Xbox/PS2/PC no estaba mal del todo, pero no conseguió aprovechar bazas como el tener que ir comprobando si tus compañeros estaban infectados, algo que hubiera sido genial si realmente fuera más problemático que darse la vuelta e inflarlo a tiros). Es una pena que esos simpáticos visitantes del espacio exterior prefieran la compañía del Jefe Maestro y similares, pero ya está ahí Dead Space para ir abriendo boca.

Los zombies: Otro clásico del cine de serie B, y que últimamente se están poniendo muy de moda gracias a los libros de Max Brooks. No creo que haga falta una presentación de estos muchachotes no-muertos, ni tampoco empezar a distinguir entre los zombies “clásicos” (lentotes, que sólo mueren de un tiro a la cabeza) de Resident Evil y la nueva concepción de zombies que hace furor ahora (Rápidos y hechos de papel, a la Left 4 Dead). Simplemente recordaros que no ha habido otro monstruo que haya pasado tanto por tantas consolas. Os queremos, comecerebros.

Los locos: Posiblemente la única entrada en la lista que no desciende directamente del cine, los enfermos mentales son un gran añadido a los videojuegos, tanto para dar ambiente (hay mucha gente que cree que Bioshock es un Survival Horror por los comentarios de los splicers del principio), como para ser los enemigos principales, porque aunque pierdan el factor horripilante ganan el poder del habla, que asusta también lo suyo (Los enemigos en Forbidden Siren asustaban muchísimo cuando les veías buscandote y hablando consigo mismos, y estoy seguro de que RE 4 habría asustado lo suyo si los enemigos no llegan a tener ese extraño acento mexicano).

Las monstruosidades: Incluyo aquí cualquier bicho de Silent Hill, Alone in the Dark y cualquier cosa de Resident Evil que no sea un zombie. Bichos mutados, demonios, alucinaciones mentales… Dar rienda suelta a la imaginación da mucho de sí. Sólo una advertencia, por si algún diseñador de monstruos me está escuchando: a ser posible, dejad a los malditos perros mutados tranquilos, salen en todas partes y estamos hasta los cojones de ellos. Gracias.

Y hasta aquí la ración de hoy. La semana que viene, más y mejor.

Anuncios

9 Responses to Viernes Acojonante Vol. 2

  1. Trent dice:

    Qué cierto los de los perros xD. A ello añado otro tipo de animalitos: los cuervos, grajos o similares (pajarracos). ¿Por qué siempre aparecen en éste tipo de juegos? ¿Por qué pájaros? Es horrible llegar a darles…

    Lo de los espectros, solo asustan, excepto en el Clive Barker’s Undying, que yo pensaba que tan solo asustaban, y vaya ostias te endiñaban…

    Los aliens dan mucho juego, sobre todo por lo que dices de La Cosa: fue bien explotado en ese sentido, y creo recordar que si, tan sólo adivinabas la primera infección antes de que se transformara y le tenías que freir con lanzallamas. Visto de otro modo, no hubiera molado saber de antemano que estaban infectados: podríamos haberles cosido a tiros tan ricamente antes de que se transformaran. A mi, personalmente, me gustaba tener la incertidumbre de no saber si alguno que fuera detrás de mí me iba a arrancar la cabeza o no.

    Con los dos siguientes seré breve: a los zombies los amo, y a de los locos paso xD.

    Tan solo hay una cosa que odie más que las monstruosidades del Silent Hill (que la musiquita del juego se las trae también), y es el Fear…

    *Ojalá algún día dediques alguna entrada de “Viernes Acojonante” a la música tan horrible de los juegos SH ;).

    ¡Un saludo!

  2. Repelux dice:

    Lo más frustrante de Silent Hill es tener que recorrer mil veces cada pasillo en busca de cosas para puzzles con monstruos pisándote los talones. ¡Así no se puede ni pensar!

  3. Hoskar dice:

    Discrepo respecto a los espectros. Los que yo suelo ver en juego son bastante más problemáticos. Como las “víctimas” de Silent Hill 4: inmortales, atraviesan paredes, te calzan unas hostias que pa qué, y para colmo te hacen daño sólo por estar cerca.
    Y si hay un par y estás explorando un sitio cerrado, como que te ponen de los nervios y tal.

    • aviron dice:

      Yo nunca tuve muchos problemas con ellos, gracias a las fantásticas espadas de obediencia y los talismanes. Además, tampoco había tantos, y encima eran bastante más faciles de esquivar que las enfermeritas feroces…

      Oh, y lo de la música en los SH es buena idea, me la apunto xD

  4. Trent dice:

    Se agradece xD

  5. g0rdinfl0w dice:

    ¿Hace falta decir que a mí me da miedo TODO? ¬¬…

  6. […] por la ciencia ficción, los zombies, las pelis gore, etc., así que no me quiero dejar fuera el Viernes Acojonante de Gameop, donde hacen un repaso de algunos de los monstruos más clásicos que podemos encontrar […]

  7. Antonio dice:

    Acento mexicano en RE4 ???
    A nosotros nos parece lo suficientemente gallego para creerte que estás en un pueblito aislado de España.

    Pero si ustedes dicen que “vuestro” español no suena como lo hablan en RE4 y nosotros afirmamos que definitivamente no es español mexicano…. entonces de dónde es ese español????? …
    … tal vez el mundo nunca lo sabrá

  8. ¿Que los fantasmas no dan miedo? ¡Válgame! Es lo único de eso que me da miedo…

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: